Etiquetas

, , , , , ,

En el Pleno de 28 de diciembre de 2017, el Ayuntamiento de Merindad de Sotoscueva aprobó subvenciones directas para asociaciones, para 2018.  A la Asociación Cultural Mujeres de Sotoscueva, 100€/mes por un curso de manualidades con una duración inicial de siete meses. A la Asociación Cultural Colladío de amigas y amigos de La Parte, 300€ por sus variadas actividades de ocio abiertas a todos. Y a AFAMER, la Asociación de Familiares de Enfermos de Alzheimer de las Merindades, 300€ por su incuestionable labor social.

Todo esto está muy bien, y así lo veo. Ahora, probablemente no sepan las dos asociaciones sotoscuevenses mencionadas ni la Asociación Amigos de Hornillalatorre (pueblo que al igual que Sobrepeña no es Pedanía), y con toda probabilidad las interesará, que durante los tres últimos años la singular Asociación de propietarios de terrenos de Sobrepeña   “se hizo directamente” con el dinero que correspondía al pueblo de Sobrepeña por la explotación cinegética del coto de caza BU-10566, un dinero que el Club Deportivo de Caza Valdebodres, arrendatario del mencionado coto, debió ingresar y no lo hizo en cuentas oficiales, en la de la desaparecida Junta Administrativa (2015 y 2016) y en la del Ayuntamiento (2017, por supresión de la Pedanía).

La duda que mantengo es si este año, 2018, ya no o también. Desde mayo pasado, presencialmente y por teléfono, he preguntado reiteradamente en el Ayuntamiento si el dinero en cuestión por fin se ingresa en el Ayuntamiento de Sotoscueva para su posterior inversión en el pueblo o sigue yendo a parar a manos de unos particulares. Y ha sido así hasta el punto de “vivir el absurdo” de estar demandando a un Ayuntamiento que cumpla con aquello que se le supone y a lo que está obligado, con la legalidad. Todavía no he tenido una respuesta clara y pública, y todavía el Alcalde no ha tenido a bien recibir a un vecino que quiere preguntárselo directamente.

Es un asunto serio y con recorrido, además de un agravio para el pueblo. Téngase presente que parte del dinero (640€ eran en 2003, más el IPC desde entonces) es público de raíz, ya que el Ayuntamiento de Sotoscueva es propietario en el término de Sobrepeña de 36 hectáreas de monte, cuyos derechos cinegéticos cedió (en la tramitación de la prórroga) la primavera pasada mediante Decreto de Alcaldía, ¡y sin contraprestación alguna en el escrito!, al titular del acotado, la Junta Vecinal de Quintanilla de Valdebodres.

Reitero la pregunta, públicamente. Y la cosa es bien sencilla, si se cumple la ley, tenemos derecho a saberlo, entre otras razones para no dudar. Por el contrario, si sigue imperando el oscurantismo, se avivará la sospecha de corrupción.